Skip to Menu Skip to Search Contacte con nosotros Spain Páginas Web e Idiomas Skip to Content

Descubra los defectos de diseño con las pruebas HALT (ensayos de vida altamente acelerada) y HASS (ensayos de tensión altamente acelerada) de SGS.

Las pruebas HALT y HASS permiten a los desarrolladores y fabricantes identificar rápida y eficazmente las debilidades del producto tanto en la pre-producción como en la post-producción. Nuestros expertos en pruebas de fiabilidad le pueden ayudar a diseñar y ofrecer pruebas HALT y HASS. Los fabricantes a menudo utilizan estas pruebas de forma conjunta.

HALT

Utilizado generalmente durante el proceso de diseño, las purebas HALT le permiten detectar rápidamente las debilidades del producto. Permite hacer los cambios antes de que comience la fabricación industrial. Las pruebas HALT puede darle más información sobre los puntos débiles de un producto en cuestión de días que las pruebas aceleradas tradicionales en semanas.

Sometemos el producto a un envejecimiento acelerado a través del estrés térmico y vibratorio. Nuestros laboratorios de fiabilidad sobrepasan deliberadamente las condiciones ambientales esperadas de su producto. Para ayudarle en el desarrollo de productos, nuestro objetivo es provocar fallos y encontrar sus límites.

Por lo general se realizan las pruebas de estrés siguientes:

  • Estrés de fases de temperatura: calor y frío
  • Ciclos térmicos rápidos
  • Estrés de fases vibratorias
  • Estrés ambiental combinado (ciclos térmicos y vibratorios)

En la industria de la aviación, HALT es a menudo obligatorio ya que los fallos de los producto pueden tener consecuencias desastrosas.

HASS

Detecte los productos defectuosos en la post-producción con HASS. Generalmente utilizado in situ antes de su expedición, las pruebas HASS más que reemplazar, bloquean.

Nuestros expertos en pruebas de fiabilidad guiarán el desarrollo de un perfil de estrés adecuado para su(s) producto(s). Los niveles de estrés deben ser lo suficientemente altos para detectar los fallos de las muestras débiles, pero no tan elevados como para retrasar la entrega del producto.

Póngase en contacto con SGS para obtener más información sobre cómo las pruebas HALT y HASS pueden ayudarle a descubrir problemas potenciales de sus productos antes de salir al mercado.