Skip to Menu Skip to Search Contacte con nosotros Spain Páginas Web e Idiomas Skip to Content

SGS ha estado al frente de la tecnología de lixiviación de cianuro durante décadas.

Contamos con los conocimientos y el equipo necesarios para diseñar el circuito de lixiviación de cianuro más eficiente y rentable para sus operaciones de procesamiento de oro. Nuestro equipo dispone de profesionales de nivel mundial que han desarrollado técnicas como CIP (carbono molido), CIL (carbono en lixiviación), RIP (resina molida) y RIL (resina en lixiviación).

SGS es líder en el procesamiento de oro. Nuestras sólidas tecnologías y equipos experimentados aseguran una mejor recuperación de oro, así como un resultado final mejorado para sus operaciones en minas.

La lixiviación con cianuro ha sido el estándar del sector para el procesamiento de oro durante más de 100 años. Durante el proceso de lixiviación con cianuro, una solución de cianuro o lixiviante se filtra a través de la mena incluida en tanques, columnas o pilas. El oro se disuelve mediante el cianuro y, posteriormente, se retira de la pila o columnas. Posteriormente se extrae de la solución de lixiviación enriquecida mediante adsorción en carbono o resinas. Este método contrastado y rentable de extracción de menas ofrece la máxima recuperación para muchas menas de oro, incluidas las de bajo grado y algunas refractarias.  

Los profesionales de SGS desarrollan su diagrama de flujo de lixiviación con cianuro a pequeña escala o en el laboratorio mediante pruebas de rodillo de botella de cianuro para evaluar parámetros de lixiviación y optimizar la recuperación de oro. Durante estas pruebas, la aireación, alcalinidad, tiempo de agitación y tamaño del grano se controlan estrictamente; los datos resultantes proporcionan un cálculo preciso de la recuperación de oro y los índices de consumo de ácido. Dichas pruebas configuran los parámetros para su planta piloto o las recuperaciones en el emplazamiento final.

Los profesionales de SGS utilizan los resultados obtenidos de los rodillos de botella para establecer los procedimientos de recuperación y preparación más adecuados para su mena. Los procesos de lixiviación con cianuro incluyen:

Lixiviación en columnas y tanques

En la lixiviación con cianuro tradicional, la mena se coloca en tanques o columnas. La solución de cianuro se filtra a través de la mena y disuelve el oro, que posteriormente se retira del lixiviante por adsorción en el carbono o las resinas. El tamaño del grano, así como los niveles de oxígeno y alcalinidad, se controlan cuidadosamente para asegurar la máxima recuperación de oro.

Lixiviación en pilas

La lixiviación en pilas facilita la extracción aprovechable del oro de menas de grado muy bajo. Antes de la lixiviación en pilas, la producción en bruto de la mina (ROM) o la mena triturada se apila en estructuras de 10 a 20 m de alto que se apilan sobre una capa impermeable. Se rocía una solución de cianuro diluida sobre la pila, se filtra a través de esta y disuelve el oro disponible. La solución se dirige posteriormente a un estanque. La solución de cianuro, que está enriquecida con oro, se bombea a través de las columnas donde se recupera el oro. La lixiviación en pilas es rentable y ofrece una serie de ventajas, entre las que se incluyen:

  • Los costes de trituración se reducen, ya que la mena solo se aplasta, no se muele.
  • La solución de cianuro se recicla a través de la pila, con lo que se reduce la cantidad de cianuro que se utiliza en la operación. 
  • El proceso es especialmente adecuado para menas de menor grado y con un alto contenido de arcilla.

Recuperación de oro

Adsorción de resina y carbono

Los científicos de SGS han desarrollado y continúan mejorando estos procesos rentables y contrastados con el tiempo para extraer oro de las soluciones de cianuro enriquecidas. El carbono activado elimina eficazmente el oro del cianuro, ya que el oro se adsorbe en los poros en el carbono. Esto ha generado tecnologías como CIP (carbono molido), CIL (carbono en lixiviación) y CIC (carbono en columnas).

Últimamente, SGS ha liderado la industria del procesamiento del oro con el desarrollo de tecnologías basadas en resinas. En este caso, el oro se adsorbe en las partículas de resina sintética en lugar del carbono activado. Este proceso es más eficiente, sencillo de controlar y más sólido que las tecnologías basadas en carbono.

Entre las variaciones en este proceso se incluyen:

  • carbono molido  
  • carbono en lixiviación
  • carbono en columnas

RIL (resina en lixiviación) / RIP (resina molida)

En los últimos años, la resina está sustituyendo al carbono como la fase en la que se adsorbe el oro. SGS ha sido líder en el desarrollo de esta tecnología. El proceso utilizado en la absorción de resina es similar a la absorción de carbono, aunque las partículas de resina esférica sintética sustituyen los granos del carbono activado. Este proceso aporta una serie de ventajas al procesamiento del oro:

  • El tamaño de las partículas de resina sintética es más constante que en el caso de las partículas de carbono natural, lo que permite un control más sencillo al añadir adsorbente.
  • Mejores resultados de las menas refractarias o las que contienen altos niveles de arcilla o compuestos orgánicos 
  • Las partículas de resina son más sólidas y no deben reponerse con tanta frecuencia como el carbono, con lo que se mantienen bajos los costes operativos.

Asóciese a SGS y aprovéchese de nuestra experiencia de prestigio internacional, así como de nuestras posibilidades tecnológicas en mayores índices de recuperación y máximo crecimiento en sus operaciones de recuperación de oro.