Skip to Menu Skip to Search Contacta con nosotros Spain Páginas Web e Idiomas Skip to Content

“La cultura es una abstracción, pero las fuerzas que se crean en las situaciones sociales y organizativas que se derivan de la cultura son poderosas”. E. Schein

Elena Castro de SGS

El término cultura incluye el conjunto de conocimientos, ideas, tradiciones y costumbres que caracterizan a un pueblo, a una clase social, a una época o una determinada organización empresarial.

La cultura explica el funcionamiento social de las personas, es decir, cómo se relacionan y los comportamientos que desarrollan. Un ejemplo simple es efectuar una revisión de los hábitos alimenticios de cada lugar, lo que un sitio es una exquisitez, en otro puede ser una comida repugnante.

El término cultura de seguridad, cuenta con numerosas definiciones, entre ellas esta extraída del sector nuclear: “Valores y comportamientos fundamentales derivados del compromiso colectivo de los líderes y demás trabajadores por priorizar la seguridad frente a cualquier otro tipo de objetivo y así garantizar la protección de las personas y del medio ambiente”. La cultura de seguridad, por tanto, explica el funcionamiento social de las personas en relación con la seguridad: la actitud colectiva hacia la seguridad.

Numerosos análisis de incidentes graves en industrias de diferentes sectores han puesto de manifiesto que la existencia de una débil cultura de seguridad es una causa profunda de ocurrencia, es decir, una causa que sí o sí ha conducido a que el desastre se produzca. En la prevención de eventos adversos radica la importancia de forjar una sólida cultura de seguridad.

En la actualidad nadie pone en duda que una sólida cultura de seguridad es fundamental y previene el error humano, sin embargo, en ocasiones parece que estemos tratando de algo místico o etéreo. Realmente la cultura de seguridad recibe el tratamiento de poción mágica de contenido secreto que será la cura de todos nuestros males.

La buena noticia es que la fórmula magistral de la poción está disponible y puede ser socializada, siempre teniendo en cuenta las particularidades de cada paciente, es decir, de nuestras organizaciones.

Por un lado, se necesita un modelo que caracterice la cultura de seguridad, es crucial pasar de lo etéreo a lo tangible. Necesitamos de un referencial, un lenguaje común que nos permita medir, definir la estrategia y monitorizar la mejora. Por ejemplo, una respuesta afirmativa o negativa a las siguientes preguntas nos permitiría iniciar un diagnóstico del estado de salud de la ultura de seguridad y emprender acciones concretas hacia los aspectos que queremos mejorar o promocionar:

  • ¿Se comunican los incidentes de seguridad?

  • ¿Se muestra un fuerte espíritu de colaboración entre las personas?

  • ¿Los mandos son un ejemplo de comportamiento?

     

Por otro lado, necesitamos descifrar el misterio de cómo se crea la cultura, pues en él reside la clave para disponer de organizaciones en las que todos sus componentes muestran una actitud positiva hacia la seguridad y previenen que comportamientos de riesgo sean normalizados y asumidos como práctica habitual: la normalización del desvío.

Te animamos a que escuches la siguiente SGS Talk: Cultura de seguridad en tiempos del Covid 19. En ella darás respuesta a las siguientes preguntas relacionadas:

  • ¿Qué es?

  • ¿Cómo se crea?

  • ¿Por qué es importante?

  • ¿Cómo se caracteriza?

Elena Castro

Especialista en Factores Humanos en SGS