Skip to Menu Skip to Search Contacta con nosotros Spain Páginas Web e Idiomas Skip to Content

Durante estos últimos días, los medios de comunicación se han hecho eco de múltiples sellos “COVID FREE” pero... ¿se pueden garantizar realmente espacios libres de cargas víricas?

Cirpiano Ferreiro, de SGS

Creo que estaremos todos de acuerdo en que esta crisis del COVID-19 viene asociada a una triple crisis. Por un lado, la evidente crisis sanitaria a la que nos estamos enfrentando, por otro lado, una más que preocupante crisis financiera y, por último, una crisis de confianza.

Durante estos últimos días, los medios de comunicación se han hecho eco de proclamas de empresas, asociaciones, instituciones... que, con el afán de transmitir confianza, se han aventurado a hablar de sellos “COVID FREE”.

En estos momentos donde las empresas están haciendo todo lo posible para adaptar sus protocolos de limpieza y seguridad con el fin de adoptar todos los cambios y medidas que puedan garantizar una vuelta al sector con las mejores garantías posibles, es muy aventurado e irresponsable hablar de “COVID FREE”.

Poner un sello “COVID FREE” en la puerta de un establecimiento es como si ponemos un cartel en una piscina de un hotel que indique que nadie se va a ahogar. Siguiendo esta analogía, los hoteles podrán poner salvavidas, señalética, socorristas…pero jamás van a poder garantizar al 100% que no se les va a ahogar alguien en esa piscina, lamentablemente el “riesgo cero” no existe.

Otros aspectos que deberíamos considerar a la hora de hablar de este tipo de sellos son que, por un lado, dependemos de la responsabilidad de los trabajadores y huéspedes y, por otro, deberíamos analizar las repercusiones legales que pudiera tener el garantizar espacios libres de COVID.

“COVID FREE” son dos palabras que a mi parecer no deberíamos juntar en una misma frase pues es prácticamente imposible garantizar espacios libres de cargas víricas. En esta línea, deberíamos incidir en hacer pedagogía y apelar a la responsabilidad al hablar de este tipo de sellos pues el éxito de éstos dependerá del rigor que sean capaces de transmitir.

En este entorno VUCA (Volatility / Uncertainty / Complexity / Ambiguity) que citan los expertos, actualmente podríamos identificar tres iniciativas relacionadas con la emisión de este tipo de reconocimientos:

  1. Los “sellos autoeditados”. En esta clasificación me refiero a todas aquellas iniciativas que parten de asociaciones y entidades privadas donde estos reconocimientos son expedidos en base a criterios propios de estas organizaciones, sin contar con un ente externo de acreditación que lo avale. En esta clasificación también incluiría iniciativas de empresas privadas que, en muchos casos, vinculan la emisión del sello a la compra de productos o servicios, por ejemplo, podremos ver a empresas de limpieza que por la compra de su servicio puedan otorgar un sello o empresas dedicadas a la venta de productos químicos que por el hecho de comprar esos productos químicos otorguen también un sello.    

  2. Iniciativas que sean lideradas por parte de la administración. Actualmente en España el ICTE, por mandato de la Secretaria de Estado de Turismo, esta liderando la creación de guías relacionadas con diferentes subsectores (playas, hoteles, oficinas de turismo…) con el objetivo de unificar los criterios en todos estos subsectores. Previsiblemente la implementación de estas guías irá acompañada también de la emisión de sellos que garanticen su cumplimiento. El principal reto de estas iniciativas nacionales, especialmente en el sector turístico, radicará en el reconocimiento internacional de estos sellos. En paralelo, va a tener que luchar o convivir con otras iniciativas de carácter internacional como, por ejemplo, las previsibles guías que lanzará ABTA y que a través de los Tour Operadores podrían llegar a imponer a los establecimientos españoles. 

  3. Los que emitan organismos internacionales de certificación privados. Estos tendrán éxito en aquellas organizaciones que busquen independencia y que busquen el rigor y el reconocimiento a través de marcas reconocidas internacionalmente.

En definitiva, veremos muchas iniciativas y sellos para todos, pero debemos estar atentos a su rigurosidad. Como consumidores, tenemos el derecho de estar informados del alcance de estos sellos y deberemos ser más proclives a aceptar aquellos que comuniquen con la máxima transparencia todas las acciones que están llevando a cabo las empresas para minimizar el impacto del COVID 19 en los productos o servicios que se comercialicen.

Cipriano Ferreiro Rachón

Global Project Manager Travel & Hospitality Solutions en SGS