Skip to Menu Skip to Search Contacta con nosotros Spain Páginas Web e Idiomas Skip to Content

Tener un sello de calidad en la estación de servicio ofrece diversas ventajas, pero sobre todo, constituye una información objetiva sobre el producto o servicio, que ayuda al consumidor a elegir entre los que ofrece el mercado.

Jesús Collado, SGS.

 

 

En marzo de 2017 SGS España concedió su primer “sello de calidad” a una prestigiosa cadena de estaciones de servicio (EESS) en Cataluña.

 

Desde entonces, hemos desarrollado y mejorado nuestros servicios en este importante campo, centrando el interés tanto en la satisfacción de nuestro cliente como en la percepción del usuario final de que está recibiendo un servicio de primera calidad.

 

 

 

¿En qué consiste el sello de calidad "Seal of Quality"?

Nuestro programa “Seal of Quality, Automotive Fuel Gas Station” está basado en la certificación de un proceso que comienza con la recepción del combustible en la estación de servicio, su manejo, almacenamiento y venta al público, complementado con el cumplimiento de la reglamentación en lo que se refiere al control de volúmenes recibidos y dispensados, la existencia de herramientas adecuadas para la atención al cliente, reclamaciones, seguros, etcétera, y realizando, cómo no, los ensayos correspondientes a los combustibles para comprobar que éstos cumplen con la normativa en vigor.

 

Es un hecho cierto que todos tenemos nuestras preferencias de marca, color o precio en el momento de repostar nuestro vehículo, pero también es cierto que el consumidor final no sólo valora una marca, sino también un servicio.

 

El sello de calidad en EESS ofrece diversas ventajas, pero sobre todo, constituye una información objetiva sobre el producto o servicio, que ayuda al consumidor a elegir entre los que ofrece el mercado.

 

El sello de calidad en EESS es confianza y supone algo que no todas las empresas pueden ofrecer a sus clientes. 

 

El hecho de someterse a un proceso de certificación, con sus controles y seguimientos periódicos, supone un esfuerzo en la organización de cada empresa, y ese valor añadido que se ofrece, es la confianza para quienes acuden a recibir sus servicios, sabiendo previamente que la empresa cumple unos estándares de calidad.

 

Nuestro logotipo, exhibido en un surtidor, distingue un servicio sobre una marca, convirtiéndose en un valor añadido respecto al producto en sí mismo y constituyendo un servicio que una empresa similar no puede ofrecer si no tiene dicha certificación, lo que significa una garantía para el consumidor de ese producto al saber que se han pasado unos controles establecidos previamente por una entidad independiente.

 

Sello Seal of Quality de SGS 

 

En la actualidad, ya superan la decena los clientes que lucen el logotipo “Seal of Quality” en sus EESS, identificando y diferenciando sus marcas respecto a las de la competencia.

 

Jesús Collado Díaz

Oil, Gas & Chemical Services